Remedios caseros naturales para reducir las ojeras

Remedios caseros naturales para reducir las ojeras
Remedios caseros naturales para reducir las ojeras

Las ojeras o bolsas en los ojos es un problema de la piel que puede afectar a hombres y mujeres de cualquier edad, ya que sus principales causas suelen ser: el estrés, la falta de sueño, la piel seca o una mala alimentación.

La piel alrededor de los ojos es muy delicada, de ahí la facilidad con la que aparecen estas anti-estéticas bolsas que nos hacen parecer mayores y cansados. Pero si usted tiene ojeras, no se preocupe, existen remedios naturales muy efectivos que le enseñamos a continuación.

Remedios caseros naturales para reducir las ojeras

Aunque existen remedios muy populares como aplicar rodajas de pepino o bolsas de té frías sobre los ojos cerrados, su uso no es recomendable por los riesgo de infecciones que puede conllevar.

Aceite de almendras

El aceite de almendras, además de disminuir las arrugas, es ideal para combatir las anti-estéticas bolsas que aparecen debajo de los ojos, hidratando y desinflamando la zona.

Para su uso:

  • Antes de acostarse, aplique un poco de aceite de almendras sobre las ojeras y masajee suavemente la piel.
  • Dejar actuar durante toda la noche.
  • A la mañana siguiente, lave con agua fría.
  • Siga este remedio todos los días hasta que las ojeras desaparezcan.

Patata

Las patatas contienen agentes blanqueadores vitales naturales que pueden ayudar a aclarar las ojeras y deshacerse de la hinchazón alrededor de los ojos.

Para su uso:

  • Rallar un par de patatas para extraer su jugo.
  • Empapar un algodón en el jugo y colocarlo sobre los ojos cerrados. Asegúrese de que el jugo cubre las ojeras en su totalidad.
  • Deje que el jugo actúe durante unos 15 minutos y enjuagar bien sus párpados con agua fría.
  • Repetir una vez o dos veces al día durante 2 – 3 semanas para notar sus resultados.

Agua de rosas

El agua de rosas no sólo rejuvenece la piel y reduce las ojeras, también tiene un efecto calmante para los ojos cansados.

Para su uso:

  • Remojar un algodón en agua de rosas durante unos minutos.
  • Coloque el algodón sobre sus párpados cerrados.
  • Dejar actuar durante unos 15 minutos.
  • Siga este remedio dos veces al día durante 2 – 3 semanas para ver resultados.

Aceite de espino amarillo

El aceite de espino amarillo es usado en productos de cosmética como tratamiento del envejecimiento, ya que ayuda a regenerar y aporta elasticidad a la misma, como en la crema contorno de ojos Alva, elaborada con ingredientes naturales y certificada por Ecocert.

Debido a la alta concentración de este aceite, sólo debe de utilizarse diluyéndolo en un aceite portador.

Para su uso:

Hay muchas formas de utilizarlo, aquí os proponemos una. Recordar que debemos evitar la exposición al sol mientras tengamos aplicado el remedio.

  • Diluir 3 ml. de aceite de espino amarillo en 60 ml. de aceite de argán
  • Aplicar 2 horas antes de acostarse para evitar que se quede en la almohada
  • Al levantarse lavar muy bien la cara con agua fría
  • Aplicar durante un mes para notar los resultados

Remedios naturales contra la sequedad vaginal

Remedios naturales contra la sequedad vaginal
Remedios naturales contra la sequedad vaginal

La sequedad vaginal consiste en una pérdida de la lubricación natural de la vagina, que se produce normalmente durante y después de la menopausia.

La sequedad vaginal es muy molesta, ya que suele producir dolor al mantener relaciones sexuales, picor e irritación de la zona genital.

Esta sequedad es producida por una disminución de los niveles de estrógenos, hormona esencial para mantener sanos los tejidos vaginales.

Además de en la menopausia, esta disminución de estrógenos también puede producirse después del parto y durante el periodo de lactancia, aunque existen factores externos que también pueden provocarlo, como el tabaco, ciertos problemas inmunológicos o los tratamientos contra el cáncer.

Remedios naturales contra la sequedad vaginal

A continuación os enseñaremos algunos remedios naturales para combatir la sequedad vaginal:

Trébol rojo

Según un estudio dado a conocer en la British Menopause Society, el extracto de trébol rojo es rico en isoflavonas, por lo que es idóneo para tratar los efectos de la sequedad vaginal de forma natural.

Soja

Los productos basados en la soja como el tofu o la leche de soja contienen fitoestrógenos, compuestos vegetales que producen un efecto similar al estrógeno, aunque más débil, y que pueden ayudar a aliviar la sequedad vaginal.

Aloe vera

El gel que contiene en su interior la planta del aloe vera, se puede utilizar como un lubricante natural muy efectivo, que además tiene propiedades antibacterianas. El aloe vera es muy suave, por lo que puede utilizarse como lubricante vaginal.

Mantener más relaciones sexuales

En contra de lo que pudiese pensarse, un incremento de la frecuencia de las relaciones sexuales ayuda a estimular la lubricación natural de la vagina.

Remedios naturales para el cuidado y el crecimiento del cabello

Remedios naturales para el cuidado y el crecimiento del cabello
Remedios naturales para el cuidado y el crecimiento del cabello

Los principales problemas del cabello como las puntas abiertas, la caída natural del pelo o el cabello quebradizo, tienen su causa en distintos factores cuyo solución suele resumirse en mantener un pelo sano y fuerte.

El uso excesivo de productos químicos fuertes como los tintes para el pelo o el abuso de tratamientos agresivos como la permanente debilitan las raíces y también pueden causar la aparición de caspa. El pelo necesita ser tratado con sumo cuidado para mantenerlo sano y fuerte.

Remedios naturales para el cuidado y el crecimiento del cabello

Dieta saludable

Una deficiencia de nutrientes afecta a la salud del cabello haciendo que pierda su brillo e hidratación naturales.

Llevar una dieta rica en proteínas, vitaminas y minerales es un requisito previo esencial para el crecimiento sano del cabello. Opta por alimentos con alto contenido en vitaminas A, B, C, y E, hierro, zinc, cobre, magnesio, y selenio. Las vitaminas del complejo B, en particular, son muy importantes para hacer que tu cabello crezca más rápido.

Evitar las deficiencias nutricionales, ya que afectan negativamente a la salud de tu pelo. Por ejemplo, las deficiencias de vitamina E y zinc producen la pérdida y caída del cabello.

Henna

La henna es un acondicionador natural del pelo. Promueve el crecimiento del cabello mediante el fortalecimiento de las cutículas.

Para su uso, mezclar una cucharada de henna en polvo en un vaso de agua; añadir unas gotas de limón y dejar reposar durante 1-2 horas. Colarlo y utilizarlo como un último enjuague después del champú.

La henna ha sido usada desde hace miles de años por las mujeres indias para dar color y belleza al cabello. Su aplicación proporciona brillo al pelo, además de un bonito matiz rojizo, y también proporciona numerosos beneficios para el cuero cabelludo como dar cuerpo y volumen, además de hacerlo más fácil de desenredar.

Amla

El amla es un excelente tónico para el cabello: mejora el crecimiento del pelo, proporciona mejor textura, elimina la caspa y previene el cabello quebradizo.

Remojar un puñado de amla en un vaso de agua durante la noche. A la mañana siguiente colar el agua y presione suavemente el amla para extraer la pulpa. Aplicar la pasta sobre el cuero cabelludo y dejar actuar durante 30 minutos. Cúbrase la cabeza con un gorro de ducha para evitar el goteo. Enjuagar el cabello con agua normal.

No es necesario usar champú ya que el amla es un buen limpiador del cabello.

Romero

El romero es excelente para el crecimiento del cabello, ya que estimula los folículos pilosos y además da fortaleza y brillo.

Preparar una infusión de romero en agua caliente durante unos 15 minutos. Utilizarlo como un enjuague final después de lavar y acondicionar el cabello.

Aloe vera

El aloe vera estimula el crecimiento del cabello y evita su pérdida. También reduce la caspa y ayuda a restaurar su brillo natural.

Aplicar sobre el cuero cabelludo gel fresco de aloe vera mezclado con un poco de zumo de limón y dejar actuar durante unos 20 minutos. Lávese el cabello. Haga esto una vez cada una o dos semanas.

Os recomendamos poner en práctica algunos de estos remedios, sobre todo en esta época veraniega donde tanto sufre nuestro pelo por el efecto del sol y tantos otros agentes externos como el cloro de las piscinas.

Gingivitis o inflamación de las encías. Remedios naturales

Gingivitis o inflamación de las encías Remedios naturales
Gingivitis o inflamación de las encías Remedios naturales

La gingivitis es una enfermedad de la boca causada por bacterias, y normalmente es consecuencia de una mala higiene bucal.

La gingivitis provoca la inflamación y sangrado de las encías, y si no se trata, puede debilitar las encías de tal forma que se produzcan la caída de los dientes ( periodontitis ).

Sin embargo, la gingivitis tiene un fácil tratamiento si utilizamos algunos de los siguientes remedios naturales junto con una adecuada higiene bucal ( cepillado al menos 2 veces al día, y sobre todo antes de acostarse ).

Aloe Vera

El aloe vera es una planta con muchas propiedades curativas que puede ayudarnos en la cicatrización de las pequeñas heridas causadas por la gingivitis. Para aprovechar sus efectos, tan sólo debemos de extraer el gel de nuestra planta de aloe ( o comprarlo en una herboristería si no tenemos plantas ) y aplicamos un poco sobre las encías. Es mejor no tomar nada durante una hora después de su aplicación.

Miel

La miel tiene propiedades anti-bacterianas y anti-inflamatorias, por lo que sólo debemos de aplicar miel cruda natural sobre las encías para notar sus beneficios en nuestra boca.

Aceite esencial de árbol de té

El aceite esencial de árbol de té es conocido por sus propiedades antisépticas. Su uso para el tratamiento de la gingivitis es muy fácil: agregamos de 3 a 5 gotas de aceite a un vaso de agua y realizamos enjuagues bucales dos veces al día. Si quiere aprender más sobre las propiedades y usos de este magnífico aceite, le recomendamos el artículo: Propiedades y usos del aceite esencial árbol de té

Existen otros muchos posibles remedios naturales para tratar la gingivitis, por lo que os invitamos a compartirlos con nosotros y contarnos vuestras experiencias.

Quemaduras causadas por el sol. Remedios naturales para aliviarlas

Quemaduras causadas por el sol. Remedios naturales para aliviarlas
Quemaduras causadas por el sol. Remedios naturales para aliviarlas

Por todos son conocidos los beneficios de una exposición moderada a los rayos del sol, sin embargo, en época de vacaciones de verano, es habitual que por algún descuido, sobre todo en los primeros días, suframos una exposición al sol más prolongada de lo recomendado. Es entonces cuando aparecen esas molestas quemaduras que notamos por el enrojecimiento de la piel y esa sensación de calor permanente en la zona afectada.

Si bien es cierto que las quemaduras causadas por el sol es mejor prevenirlas que tratarlas ( os aconsejamos el artículo: ¿Qué protector solar es mejor usar?. De filtro químico, físico o ecológico ), una vez que nos hemos quemado, hay una serie de remedios naturales y caseros fáciles de aplicar y que os ayudarán a aliviar las molestias.

Compresas de leche fría

El ácido láctico y los ácidos grasos que contiene la leche tienen efectos calmantes de las quemaduras causadas por el sol, por lo que un buen remedio para su alivio es empapar una gasa o paño suave bien limpios en la leche fría que tenemos en la nevera, una vez que esté bien empapado, escurrimos el líquido sobrante y aplicamos con cuidado sobre la zona afectada. Cuando la leche pierda su frescor, podemos repetir el proceso con más leche fría. Cuando terminemos podemos aclarar con agua fría.

Bolsitas de té

El ácido tánico que contiene el té ( puede ser té verde o té negro ) alivia el dolor causado por las quemaduras solares. Si la zona afectada son los párpados, se pueden aplicar bolsitas de té empapadas en agua fría para reducir la inflamación y aliviar el dolor. Para otras zonas del cuerpo, se puede hacer el té añadiéndole una hojas de menta fresca, enfriar y aplicar en compresas como las de leche.

Aloe Vera

El aloe vera es un tratamiento muy conocido contra las quemaduras de sol. Tan sólo tenemos que extraer el gel del interior de la planta, enfriar en la nevera y aplicar sobre la zona afectada. Además de refrescante y aliviar el dolor, ayuda en la curación de las quemaduras.

La deshidratación que hemos sufrido por esa exposición prolongada a los rayos de sol debemos de compensarla con un aumento en la ingesta de líquidos para rehidratar la piel y el resto de nuestro cuerpo.

Disfrutad del campo o de la playa, pero cuidado con los excesos de sol.